Seguidores

16 noviembre 2010

- No quieras negarlo. Estás loco por mí.


- Si, lo estoy. Tú… tú… tú eres la respuesta de Dios a Job, ¿sabes?
Pondrías punto final a todas… a todas sus diferencias. Vamos, El te habría señalado con el dedo diciendo:
“He hecho muchas cosas horribles, pero también la he hecho a ella.”
Y entonces.. entonces Job respondería: “Está bien, muy bien. Tú ganas.”

1 comentario: