Seguidores

17 noviembre 2010

vencer

Soplaran otros vientos
dónde no importe quemar
el tiempo.
Ni desplazar el humeante
té con leche de un
tibio soplido.

Soplaran otros vientos
lejos de tus llantos
y tu gemir impaciente.

Lejos de mis heridas
que escuecen como
llagas al oir tus
murmullos sobre un gentío
maleducado e insolente.


Una guitarra muda
que desea una oportunidad
negada por el peso
de los años.
Un mar seco y quejoso
de una luna que no
lo mece como antaño.
Un vino marchito y
deshojado sobre la
primavera fragil
de tus besos.

Ahora todo esta muy claro.
Soplaran otros vientos,
al son de un traqueteo
vago de railes
sobre el hierro
que forjaron mis antepasados.
Justo en el lugar
que mi destino
espera a mi ego.

Lejos.
Muy lejos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario